domingo, 10 de enero de 2010

HABLANDO POR HABLAR CUANDO EL FRIO APRIETA


Dice Enrique el Maginés
que ha visto un barco en la tele
y de lo grande que es
que casi le da un telele

Yo le he dicho, -¿no me mientes?
-qué va, y con unas grúas gigantes
como palillos de dientes
cogen troncos espeluznantes.

Porque transporta maderas
desde el país de la Conchinchina
con bastante combustible en sus calderas
para no quedarse sin gasolina.

De largo tenía...., yo no se cuanto
y la parte de la proa delantera
llegaba casi con un mes de adelanto
a su destino, que la popa trasera.

Mira Enrique, no me lo creo
y como yo, mucha gente de Serón
-¿que no?, pregúntale a Leo
o al mismísimo ingeniero Cicerón.

No te preocupes... lo haré.

Seguidores