viernes, 11 de noviembre de 2011

ÚLTIMA HORA: UN P68 OBSERVER, SOBREVOLÓ SERÓN


Recuerdo cuando llegaba un vehículo a la Plaza, fuera de lo normal, como era el Dodge de Don Renato, enseguida lo rodeábamos para no perdernos un detalle.

El año que se inauguró el Grupo Escolar, vinieron a Serón unos militares de maniobras y montaron las tiendas de campaña en el bancal de abajo que entonces no estaba vallado sino abierto a la carretera. Estuvieron unos dos meses, nos hicimos amigos de los soldados y jugaban con nosotros al pañuelo, al fútbol, etc.

Un día estábamos en el recreo y apareció una avioneta que dio varias pasadas rozando los árboles de la carretera; decían que era Rafael el paracaidista que venía a saludarlos, pero el hecho de ver un avión que, casi podíamos tocar con las manos, para mi y para todos los críos fue impactante. Luego ya no estuve nunca tan cerca de un aparato hasta el año 76 que me subí en uno para volar desde el Aeropuerto del Prat en Barcelona.

Hoy día, para la mayoría de nosotros ya no es un hecho extraordinario, los viajes en avión suelen ser frecuentes. Ver un avión es llamativo, pero no algo que nos vuelva locos.

Pero lo que es normal para casi todos los ciudadanos, para el Alcalde de Serón parece que no y me explico:

Hace cuarenta años que los aviones sobrevuelan los municipios para hacer las fotografías del catastro. El catastro se renueva cada cierto periodo de tiempo siendo algo normal en toda España.

Pero Juan Antonio Lorenzo Cazorla, Alcalde con el que Serón ha perdido casi mil habitantes durante su mandato, parece que los 2.400 habitantes que dice que tiene el pueblo no le dan mucho trabajo. Así, para no aburrirse se dedica a la propaganda, incluso aprovechando la última visita del avión al pueblo, para salir en los periódicos dando la noticia: UN AVIÓN P68 (no un P45 ni un P50, no. TODO UN P68) OBSERVER, SOBREVOLÓ SERÓN.

Ahora Juan Antonio cuéntale a los vecinos la segunda parte: que las nuevas viviendas fotografiadas por el aparato serán incluidas en el IBI, para contribuir a pagar tu nómina socialista.(mensualmente equivalente a la anual de un parado que tenga la suerte de no haber agotado la prestación).

Seguidores